Páginas vistas la semana pasada

miércoles, 25 de enero de 2012

La ciencia del prudente está en entender su camino...

La ciencia del prudente está en entender su camino; mas la indiscreción de los necios es engaño.
Prov 14:8

Dios ha dejado a cada uno de sus hijos, el entendimiento para la responsabilidad de buscarlo. Por medio de la prudencia que cada uno recibe, en ese lugar, existe la ciencia, en la busqueda de Dios, por lo tanto entenderemos en camino, el camino que cada uno debe transitar.

(La indiscreción de los necios...) Una persona indiscreta es que quiere ser notoria, diferenciada, distinguida por sus propios esfuerzos, que quiere con algún interés hacerse ver, quiere hacer notar, lo que tiene o lo que sabe, esto en algún punto lo beneficiará, ya sea por ego interior, o que quienes los escuchan, obtengan a cambio de algo lo que tiene. Un indicio de esto es cuando el individuo levanta la voz. El creer que podemos recibir beneficio espiritual de una persona así, por mas conocimientos que esta tenga, o por cuanto mas bello hable como orador, es un error, mejor expresado un engaño.

El comprender nuestro camino nunca debemos dejarlo en manos de otro, en este tiempo la iglesia a acostumbrado a pagarle a una persona para que haga lo que Dios nos encomendó a todos.

La manifestación de Dios acerca de si mismo, Él la revela por su Espiritu. (Mat 11:27; LC 10:21; 1 Co 2:10; Ef 1:17).

La revelación del misterio oculto y la sana doctrina, fué declarado a los apostoles, pero el conocimiento de Él, Dios lo revela a cada uno de sus hijos en particular, en base a la persona que Él mismo le dió a cada uno, como un padre que con cada hijo tiene su trato.

Esto es gracias a su previo designio, a la interseción de los hermanos (Ef 1:17 y 4:16) y a la busqueda (Explotación de los bienes antes dichos que nos fueron dados en beneficio) personal de Dios, para andar en unión con Él.

Existen al presente muchos "guiadores" de rebaño, a los que el pueblo les otorgó no solo su confianza sinó sus mentes, creyendo encontrar en sus monologos o "predicaciones", la revelación de lo desconocido, o de lo que necesitamos saber.

Estos indiscretos, gustan levantar la voz, prometiendo, visionando avivamientos cercanos, prontos a cambiar la vida de las personas que los oyen, sobre todo en las mujeres. En ellas, cuando no están equilibradas por el Espiritu, tienen un deseo constante de que las cosas cambien, suele darse en personas medianamente pudientes, donde el cuidado del hogar y la crianza de los niños, arutina su diario vivir, sumado a que sus entradas economicas suelen ser justas con sus gastos, y esto les impide muchas veces tomar salidas recreativas en familia, y el único lugar en donde ven un posible cambio es en los discursos "alentadores" altisonantes del ministro de turno, lleno de promesas, pero que no es mas que un engaño, como dice la Palabra.

Repito, esto se da en personas que viven en un estado de apocamiento, y ansiedad, distraídos del Espiritu, que es quien verdaderamente nos revela la voluntad de Dios cuando andamos en intimidad con Él.

Vete de delante del hombre necio, porque en Él no hallarás labios de ciencia.
Prov 14:7

Cualquier cristiano de entendimiento medio, sabe que en un mundano no encontrará ciencia.
(Ciencia es la revelación que Dios da de si mismo y de sus planes).
Es posible que la Palabra se refiera a personas que estando con nosotros en la congregación, nos pueda perjudicar en nuestro modo de ver las cosas, si creemos que lo que expresan es la verdad.

Personas que tal vez toman lugares que no les corresponda.

Uno de los indicios de la necedad, es la indiscreción, ya que el árbol se conoce por los frutos.
Jesucristo es la persona que tuvo la mayor revelación al pasar por este mundo, sin embargo la Escritura dice de Él :

He aquí mi siervo, yo le sostendré; mi escogido, en quien mi alma tiene contentamiento; he puesto sobre él mi Espíritu; él traerá justicia a las naciones.
No gritará, ni alzará su voz, ni la hará oír en las calles. Isaías 42:1,2

Jesús fué
el pregonero de Justicia, los pregoneros levantan la voz porque ellos eran los que daban un mensaje importante que alertaban a la población y tambien eran lo que levantaban la bandera delante de un ejercito dando a conocer algo y haciendolo notorio. Siempre su mensaje era importante. Y el Señor vino a dar El Mensaje, sin embargo dice que el no levantaría la voz, no gritaría, ni la haría oír en las calles.

Si Jesús traía El Mensaje importante, a gente que no conoce a Dios, y no levantó su voz, cuanto menos nosotros, que no somos el Señor y que cuando damos un mensaje lo damos a gente que ya lo conoce a él y dentro de la iglesia. (Las palabras del Sabio son oídas en quietud).

Es una pena que personas que realmente aman a Dios de verdad, se dejen influenciar tan solo por que las mayorias lo hacen, es muy común que al ver un comportamiento colectivo lo entendemos como lo correcto.

Y...si lo hace el pastor pepe que "tiene" una iglesia de 500 almas, debe estar correcto.
El pastor Julito revolea el saco para que "caiga la unción" y la gente se cae, entonces a ver yo que puedo revolear?

Recordemos que uno de los pasos de la apostasia es ir dejando de lado lo que la Biblia dice para poner por obra el dicho de algunos hombres. (Vete de delante del hombre necio porque....).

Estos hombres mantienen a sus congregaciones esperanzadas pero dormidas, pero debemos entender que la primera igleasia jamas se reunió en un lugar para predicarse el evangelio ellos mismos, se reunían para estar juntos, y compartir su fe, se conocían, se peleaban y se amaban, eran tal cual eran. Que sentido tiene estar en un lugar donde hay 200 personas que ni se conocen, para ir a la iglesia del Pastor julito que "tiene" muchas almas y "ahí esta la presencia".

Acaso estamos siguiendo al hombre? si el Omnipresente está en todo lugar, que su habitación no se limita a un templo hecho por manos humanas, no somos nosotros el templo? entonces si somos el templo, que importa donde nos reunamos si ahí estamos con nuestros amados hermanos en la Fé?

No estoy diciendo que no debemos estar sujetos a un pastor, debemos entender que es lo que realmente significa esto. Yo me congrego en una iglesia, en ella se predica la sana doctrina, y la Biblia de tapa a tapa. Pero debemos tener cuidado, nosotros somos personas y no ovejas cuando a los hombres se refieren, y debemos comportarnos como personas.

Somos Rebaño de Cristo, porque Él es El Pastor, y nosotros debemos oír su voz.... esto significa mucho mucho mas que solo escuchar como un hombre predica en una iglesia.

Para conocer mas sobre como honrar a los siervos de Dios puede visitar este link :


http://estudiosmaranatha.com/faq/faq156.html